• 09-Oct-2021
  • ARTICULOS
La jubilación anticipada no es ninguna novedad y fue un anuncio meramente electoral

Entrevista a Eugenio Semino - La Izquierda diario

Por Guadalupe Bravo

 

En campaña el Gobierno anunció la jubilación anticipada que es un fondo de desempleo, al que accederían mayormente varones. Sin respuestas de fondo frente a un sistema previsional desfinanciado, que tiene más de 7 millones de jubilados y pensionados bajo la pobreza. En esta entrevista repasamos el alcance e impacto de esta medida en diálogo con el Defensor de la Tercera Edad, Eugenio Semino.

 

Iniciada la segunda etapa de la campaña electoral, los anuncios del Gobierno buscan torcer votos, combinando medidas económicas sociales y leyes y beneficios fiscales para las empresas y el agropower. Es con todos los sectores, pregona el Frente de Todos, a pesar que la pobreza en un 40%, y una inflación que no cede, muestran que son los trabajadores, los jubilados y jubiladas y los más vulnerables los más golpeados.

 

Hace poco Alberto Fernández anunciaba junto a la titular de ANSES, Fernanda Raverta, la implementación de la jubilación anticipada. Eugenio Semino es el Defensor de la tercer Edad, una voz autorizada por su larga trayectoria acompañando las luchas de los adultos mayores y denunciando el constante vaciamiento del sistema previsional argentino. En esta entrevista repasamos el impacto y alcance de esta medida.

 

¿Qué opinión tiene sobre el anuncio, que permite adelantar hasta 5 años la edad jubilatoria, a aquellos que estén desempleados y cumplan con 30 años de aportes?

 

Eugenio Semino (ES): La eufemísticamente llamada jubilación anticipada en realidad no es ninguna novedad, aunque muchas de las que se suponen como tal en nuestro sistema político huelen a naftalina. Porque la medida rigió entre el año 2005 y 2007, fue un programa que se llamó PARD (Prestación Anticipada por Desempleo), cuando Anses estaba presidida por Sergio Massa, actual jefe de Diputados.

 

Se acogieron a esa prestación alrededor de 50.000 personas. Luego durante todos estos años se intentó por vía legislativa sacar una ley que contemplara este tipo de situaciones. Es decir, aquellas mujeres y hombres que sin tener la edad necesaria para jubilarse, sí tenían los 30 años de aportes. Lo que precipitó el anuncio fue la cuestión meramente electoral.

 

Hubieron proyectos legislativos como el de la diputada opositora, Alicia Terada, y el de la oficialista, Mirta Tundis, quien por muchos años presidió la Comisión de Seguridad Social de Diputados. Intentaron lograr llegar al recinto con esta medida, pero nunca pudieron porque se interponía el tema del presupuesto, el costo fiscal de la medida.

 

¿Cuál es el alcance de la medida? y ¿Cómo se explica esta desigualdad entre hombres y mujeres, en relación a los años aportados?

 

ES: Recién en esta instancia surge el DNU que permite a los hombres de entre 60 y 64 años y las mujeres de entre 55 y 59 años (muchísimas menos que los hombres); alcanzar una prestación equivalente al 80% de lo que debiera ser su jubilación. Con la particularidad que esta prestación permite a quienes la reciban, tener una obra social -en esta caso el Pami- y tener una pensión por fallecimiento al conviviente.

 

El universo al que llega es muy reducido, se calcula que no más de entre 20 mil y 30 mil personas. Va a regir por 2 años la medida. Y tiene la particularidad que más del 90% son hombres, ya que es indispensable tener los 30 años aportados al sistema y que no haya de por medio ningún tipo de moratoria.

 

La asimetría entre hombres y mujeres muestra la total disparidad y discriminación laboral que existe en Argentina, ya que las mujeres son muy poquitas, porque no han llegado a esa edad con los 30 años aportados, no porque no hayan trabajado la gran mayoría; sino porque lo han hecho dentro del “mercado informal”, trabajaron en negro.

 

En cuanto a los requisitos, que reducen el universo a cubrir, hay que agregarle que estén desocupados al 30 de junio de este año, sin recibir ningún ingreso por vía formal de actividad laboral alguna, y tampoco ningún subsidio social del Estado. Y por último -otro de los grandes filtros- es hacer un examen socioeconómico de cada una las personas para corroborar si tienen patrimonio, o algún tipo de bienes, en cuyo caso no ingresarían.

 

Es una medida que bienvenido para quienes puedan acceder, es un fondo de desempleo, una prestación por desempleo.

 

Mientras los que se jubilen anticipadamente cobrarían un 80% de la mínima, ¿a cuánto asciende la canasta del jubilado?

 

ES: Recordemos que más de 4,5 millones están percibiendo la mínima de $25.922, cuando su canasta que terminamos recientemente supera los $75.505.

 

Esta es una canasta que venimos calculando hace 12 años y contiene gastos de vivienda. Con ese 80% del haber o una jubilación mínima, cumplen apenas la cobertura de un tercio de sus necesidades básicas. La Canasta del Jubilado está calculada para la vida de un adulto mayor en grandes ciudad como: CABA; Conurbano, Rosario, Córdoba y Mendoza. Esto esta distribuido as´ porque son los centros urbanos donde más envejecientes hay.

 

Por último, ¿Cuál es el impacto de la medida?

 

ES: No tiene ningún otro impacto sobre un sector de casi 7 millones de jubilados y pensionados, que literalmente están sumergidos en la pobreza. Obviamente el cálculo del costo fiscal de esta medida va a ser poco significativo, ya que se va a diluir en los dos años que dura el programa. Y va a ser muy apaisado el ingreso de aquellos que cumplan estas condiciones.

 

Aparecerán los primeros casos seguramente en forma pre electoral y luego, como en tantos otros programas, se irán diluyendo.

 

Me parece que es una nueva cortina de humo para invisibilizar que los trabajadores jubilados en Argentina están en las condiciones que mencionaba antes. En cuanto al problema que deberíamos estar discutiendo los argentinos, que es como financiar un sistema previsional digno, el actual ha sido desfinanciado.

 

En estos últimos años se ha liquidado el Fondo de Garantía y Sustentabilidad, ha sido convertido simplemente su recurso en pagarés y títulos del Estados, que son apeles pintados. Y los ingresos del sistema obviamente están siendo muy reducidos, esquilmados.


https://www.laizquierdadiario.com/Semino-la-jubilacion-anticipada-no-es-ninguna-novedad-y-fue-un-anuncio-meramente-electoral

 

Dejenos su comentario